domingo, 14 de mayo de 2017

Turismo médico





Va a haber que acuñar el témino que figura en el encabezado de esta entrada porque lo que ocurre con el Ventura empieza a no ser normal. Como he explicado en numerosas ocasiones el que un buque de cruceros se vea obligado a poner proa a tierra inesperadamnente para evacuar a un pasajero (o a un tripulante) debido a una emergencia médica es una circunstancia que por simple probabilidad ocurre de manera más o menos habitual en un barco de estas características. A fín de cuentas hay que pensar que las actuales megaciudades flotantes son precisamente eso; urbes autopropulsadas con un cierto número de habitantes y trabajadores (pasajeros y tripulantes) y unas completas instalaciones para que la vida a bordo se desarrolle como es debido. Ésto incluye por supuesto un servicio médico perfectamente capaz de solventar los habituales problemas que les pueden surgir a bordo a sus "ciudadanos". Cuando el problema es más grave eso sí, no queda otra que mirar hacia tierra. Con tanto buque de cruceros arribando día sí, día también en nuestra ciudad resulta inevitable vivir alguna de estas situaciones en nuestra dársena; sin ir más lejos durante su salida el pasado jueves el buque Crown Princess demoró la maniobra en más de una hora para evacuar a un crucerista. Como digo todo esto entra dentro de la normalidad. Lo del Ventura, no.


El pasado jueves el Crown Princess tuvo que retrasar su salida para evacuar a un pasajero. En la foto podemos ver a la ambulancia a pie de escala mientras que un remolcador espera en la popa del buque para iniciar la maniobra de desatraque.
(Foto: Eloy TP)


A última hora de la noche de ayer el "Master" del Ventura comunicaba con la torre de control de Salvamento Marítimo la necesidad de realizar una parada en nuestra ciudad para evacuar de emergencia a un pasajero que había sufrido un infarto y cuya vida corría peligro. Como sucede en estos casos rapidamente se activó el protocolo que rige en este tipo de casos y cuando el buque maniobraba ya en aguas interiores del puerto coruñés, a eso de las 00:30 horas, una unidad medicalizada esperaba ya a pie de muelle para trasladar al enfermo al Complejo Hospitalario Universitario de A Coruña. En el momento del suceso el Ventura se hallaba en plena navegación desde Gibraltar hacia Southampton, punto y final de su actual singladura, y al conocerse la incidencia su capitán se desvió de la ruta para poner rumbo a toda máquina (a más de 21 nudos) hacia la ría herculina. Sobre las dos de la mañana el buque de la naviera P&O daba por finalizado el operativo de evacuación y zarpaba de nuevo de las instalaciones coruñesas continuando su viaje.


La ambulancia esperaba al Ventura en el muelle mientras éste iniciaba la maniobra de atraque.
(Foto: autor desconocido/ vía Jorge Seco)


Con la de ayer son cuatro las evacuaciones médicas que lleva efectuadas el Ventura en A Coruña en lo que llevamos de año y en las tres últimas el barco tuvo que hacer una parada no programada en nuestra ciudad para evacuar al paciente. 4 evameds en apenas 5 meses. Con estos datos la estadística se hace pedazos.


El premio al"Buque Gafe del Año" ya lo tenía ganado pero el Ventura ha preferido asegurarse.


El primer episodio tuvo lugar el pasado 20 de enero, durante la primera escala programada del Ventura en la ciudad y en la que la visita se prolongó más de lo esperado por la evacuación de tres pasajeros indispuestos. Las dos siguientes se produjeron en dos cruceros consecutivos, los días 9 y 19 de marzo, que en principio no tenían previsto recalar en A Coruña pero cuyas sendas emergencias obligaron en ambas ocasiones al "capi" de la nave a poner a su brioso corcel a galope tendido rumbo a aguas de Marineda. La última (por ahora), la de ayer, tuvo se desarrolló de manera similar a las dos últimas. Bromeaba en la ocasión anterior diciendo que a la vista de la racha que llevaba el buque, no me atrevía a mencionar la próxima escala del Ventura en la ciudad no fuera a seguir atrayendo a la mala suerte así que uno ya no sabe si hablar o callar. Simplemente para acabar diré que la R.A.E. define la palabra "ventura" como "suerte o fortuna". Pues vaya...


El Ventura atracado ayer mientras se procedía a la evacuación del pasajero infartado.
(Foto: Eloy TP)


Agradecimientos a Eloy TP y Jorge Seco por las fotos que ilustran esta entrada.



No hay comentarios:

Publicar un comentario