sábado, 22 de abril de 2017

Primer llenazo (Parte I)



(Foto: Manuel Candal)


Delimitar de forma exacta el inicio de la temporada alta de cruceros en A Coruña es bastante complicado de concretar pero con toda seguridad esa fecha se encuentra sobre mediados de abril. Es ahí donde el incremento de escalas de este tipo de barcos se hace realmente notorio y cuando las posibilidades de que dos o más de ellos coincidan atracados durante la misma jornada aumentan. El primer triplete del año se produjo este jueves con la presencia al unísono en la dársena herculina de los buques AidaDiva, Azura y Hamburg, un brillante triplete que "sabe" mejor por el modo inesperado en el que se produjo como veremos a continuación. Pero lo primero es lo primero así que vamos a presentar a los protagonistas del día, como siempre por estricto orden de llegada.


Dos de los "protas" de la jornada: el Hamburg en primer término y el tímido AidaDiva dejando ver sus cubiertas superiores al fondo.


Y el primero en dejarse ver por la ría herculina fue el navío de Aida Cruises. Procedente de Lisboa  al Diva le costó más de la cuenta llegar a su destino en aguas de Marineda; la travesía se produjo a "economical speed" (unos 9-10 nudos) desde su entrada en el dispositivo de separación de tráfico marítimo de Fisterra y para rematar la faena cuando el buque germano se encontraba a la altura de Punta Herminia, a eso de las siete y media de la mañana, sufrió una caída de planta, una avería que no supuso mayores contratiempos aparte del hecho de que la maniobra tuviera que contar con la asistencia de dos remolcadores  que guiaron al AidaDiva hasta su punto de atraque, establecido esta vez en el muelle de Calvo Sotelo Sur por la incompatibilidad de esloras con el Azura.


El Sertosa Veintiocho asistió al AidaDiva por proa para realizar la maniobra de atraque.
(Foto: J. Daniel Díaz)


Los dos mil y pico largo de teutones (y teutonas) que el Diva trajo a A Coruña disfrutan estos días de un crucero de 13 noches de duración iniciado el pasado 14 de abril en Gran Canaria y en el que han podido visitar Casablanca, Cádiz y la mencionada capital lusa antes de arribar a tierras gallegas. Por delante esperan los destinos de Dover, Le Havre, Amsterdam, Goteborg y Warnemunde, puerto alemán donde finalizará la ruta el próximo día 27. Allí establecerá el AidaDiva su base de cruceros hasta finalizar el verano cuando cruzará el Atlántico para pasar la temporada invernal en el Caribe.


El AidaDiva es el primero de los muchos Aidas que nos visitarán en 2017.
(Foto: Manuel Candal)


El segundo protagonista de la jornada no se hizo esperar y mientras el AidaDiva finalizaba su compleja maniobra de atraque, la enorme silueta del Azura asomó en lontananza. Procedente de tierras vascas la nave británica propiedad de la histórica compañía P&O tuvo todo el muelle de trasatlánticos para él solito conviertiéndose en la estrella de la jornada no sólo por tamaño, el más grande del trío, sino también por amarrar en la ubicación más lucida. A bordo del buque de bandera bermudeña llegaron esta vez a la rada herculina unos 3.000 pasajeros, británicos en su mayoría.


El Azura fue el más grande del trío de invitados.


El Azura se encuentra realizando estos días un crucero de una semana de duración  con salida y llegada al puerto de Southampton y escalas intermedias en La Rochelle (Francia), Bilbao, nuestra ciudad y Guernsey (Islas del Canal), un itinerario típico dentro de esta naviera que establece A Coruña como punto más meridional de la singladura.


(Foto: Manuel Candal)


 La sorpresa de la jornada la trajo el pequeño Hamburg, al que no se le esperaba por nuestra urbe. En principio el buque alemán operado por Plantours Kreuzfahrten tenía previsto atracar en la ciudad de Ferrol pero cambios de última hora en su itinerario achacados a las condiciones climatológicas provocaron el cambio de escala. El Hamburg, que atracó en una ubicación tan inusual para un navío de su tipo como el muelle de Batería, procedía de Lisboa y trajo a A Coruña a casi 400 pasajeros, casi todos de nacionalidad alemana.


Al Hamburg si que no lo esperábamos...
(Foto:J. Daniel Díaz)


 La del jueves fue la primera de las jornadas multitudinarias del presente año, con un total de 5.500 pasajeros llegados por vía marítima, algo que se notó de manera importante en la zona centro de la ciudad ya que parte de los cruceristas se decidieron por descubrir a pie los principales puntos de interés  de la urbe herculina. Muchos de los tripulantes de las tres naves (unos 1.900 en total) también aprovecharon sus momentos de descanso para callejear contribuyendo al espectacular ambiente que se vivió por los alrededores de la zona portuaria durante toda la mañana.


El AidaDiva saliendo de la ciudad el pasado jueves.


De momento lo dejamos aquí pero en la segunda parte del post continuaré con el relato sobre la espléndida jornada crucerística del pasado jueves.



No hay comentarios:

Publicar un comentario