martes, 3 de diciembre de 2013

¿Quién reina sobre la Reina?





 Tal y como indica el articulo 1 de la Constitución Española la forma política del estado español es una monarquía parlamentaria, lo que traducido al cristiano vienen a ser que el rey es el jefe del estado pero apartado del poder ejecutivo, que recae en un parlamento elegido por cada uno de los españolitos y que se encarga de elaborar las leyes entre otras muchas tareas. De partida suena bien pero luego la realidad es la que es. Actualmente muchos países siguen utilizando esta y otras formas de gobierno similares basadas en una figura un tanto anacrónica y que a menudo es más simbólica que otra cosa; nada que ver con el poder que la monarquía ostentaba hace siglos donde la supremacía de los reyes (reyes y reinas) era indiscutible hasta tal punto que en sus delirios de grandeza se les iba la mano siendo sus "leales" súbditos los que padecían las consecuencias. A buen seguro que más de uno de sus fieles vasallos viendo a su soberano completamente embriagado de poder se preguntaría de forma lastimera aquello de ¿y quien reina sobre la reina (o el rey)?. Sin entrar en cuestiones tan político-filosóficas y centrándonos ya en los barcos podríamos trasladar esa misma pregunta a nuestros días refiriéndonos a la naviera más monárquica de todas y cuantas hay en el mundillo crucerístico (con permiso de la Princess Cruises y su gran flota de "princesas"). Les hablo de la Cunard Line.




La otrora compañía británica, hoy en día englobada en el gigante norteamericano Carnival Corp., presume de contar en su flota con tres lustrosas reinas que se reparten el poder a partes iguales: el Queen Mary 2, el Queen Elizabeth y el Queen Victoria; esta última visitó A Coruña el pasado miércoles 27 de noviembre por unas horas. Procedente de la colonia de Gibraltar "su majestad" atracó sobre las 08:00 horas para permitir que sus 2.000 pasajeros pudieran bajar a tierra para conocer los rincones más llamativos de la ciudad o hacer alguna excursión a sus alrededores aprovechando la soleada pero fría jornada.


El Queen Victoria navegando por las tranquilas aguas de la bahía coruñesa 
con la Torre de Hércules como testigo.
(Foto: Jose Manuel Ojén)


Volvamos ahora a la cuestión que titula esta entrada; ¿Quien reina sobre la reina?. Bueno, para el caso concreto que nos ocupa es fácil encontrar una respuesta rápida y lógica; al tratarse de un buque esta reina debe esta gobernada por un capitán y siendo rotundamente cierta esta afirmación convendría realizar un matiz muy importante sobre el cual gira la historia de hoy. Y es que el capitán del Queen Victoria en realidad no lo es; es decir, que sí que reúne todos los requisitos para gobernar un navío pero que no es capitán (masculino) si no capitana y eso, en este mundillo es bastante llamativo.  




A la ficticia rueda del timón del Queen Victoria (ficticia puesto que esta reina carece de timón) encontramos a la capitán de navío Inger Klein Olsen, nacida hace 46 años en Vestmanna (Islas Feroe). Las trayectorias de esta mujer y de la naviera Cunard se cruzaron en 1997 cuando Olsen se unió a la legendaria compañía como primer oficial a bordo del buque Vistafjord, el actual Saga Ruby, donde permaneció cuatro años. En 2001 Olsen pasó a la compañía The Yachts of Seabourn, que por aquel entonces ya se encontraba bajo dominio de la Cunard y durante su andadura en esta naviera formó parte de las tripulaciones del Seabourn Sun (el actual Prinsendam) y el Seabourn Spirit, buque donde se encontraba cuando recibió su título de capitán en el año 2003. Tras este periplo la feroesa pasó por varias navieras dentro del grupo Carnival y en agosto de 2010 volvió a la Cunard como segundo comandante del Queen Victoria hasta que en diciembre de ese mismo año fue ascendida a capitán de la nave.


La capitán Inger Olsen en el puente de mando de su buque.
(Fuente: Cunard)


El nombramiento fue todo un acontecimiento; por primera vez en 170 años de historia de la naviera un buque de la Cunard estaba gobernado por una mujer, pero pese a tratarse de algo histórico lo cierto es que Inger Olsen no es la primera capitana a bordo de una nave de crucero: unos meses antes de su nombramiento la británica Sarah Breton tomaba los mandos del buque de la P&O Artemis (el actual Artania) convirtiéndose en la segunda mujer en la historia en capitanear un barco de estas características. La primera fue la sueca Karin Stahre Janson que en 2007 entraba en los libros de historia al ponerse al mando de otro "miembro de la realeza", el Monarch of the Seas de la naviera Royal Caribbean.


(Foto: Manuel Candal)


Volviendo a nuestra protagonista de hoy a buen seguro que su primera travesía a los mandos de esta soberbia reina debió de resultar muy emotiva para ella, lo que ese viaje fue sin lugar a dudas es inusual; se trató de llevar esta megaciudad flotante de Southampton a Hamburgo sin pasajeros a bordo para llevar a cabo unas labores de reacondicionamiento en el navío. Tras varios días de trabajos el Queen Victoria volvió al "tajo" con su nuevo capitán al frente y unas semanas después atracaba en nuestra ciudad por primera vez desde su cambio de mando.


Inger Olsen en el puente de mando del Azura, donde ejerció como oficial.
(Foto: Steve Martin)


Quizás la singladura que más recuerde en estos años la capitán Olsen sea la que tuvo lugar a finales del pasado mes de junio cuando llevó a su flamante buque hasta su tierra natal, las Islas Feroe, donde el Queen Victoria hizo escala por primera vez en su carrera. En declaraciones a distintos medios de prensa Olsen comparó la experiencia con su primera travesía al mando de la nave diciendo "Esa fue una emoción que pensé que nunca sería igualada, pero tengo que decir que esto lo supera. No mucha gente tiene la oportunidad de llevar un enorme navío de 90.000 toneladas hasta su hogar. Fue un momento de orgullo para mí".


Un operario limpia los cristales del ala de estribor del puente del Queen Victoria
Un trabajo no apto para los que sufran de vértigo.
(Foto: Manuel Candal)

 
No sólo eso; los pasajeros a bordo del Queen Victoria tuvieron la oportunidad de conocer, de primera mano, información acerca del lugar al que acababan de llegar; nada más y nada menos que a cargo de uno de sus ciudadanos más famosos. La mejor manera de conocer un poco más a fondo los secretos de este archipiélago de soberanía danesa y de apenas 50.000 habitantes.


 


Volviendo a la escala del pasado miércoles en A Coruña y tras permanecer unas 10 horas en nuestra ciudad finalmente a las seis de la tarde y con el sol dando sus últimos estertores del día la capitán Olsen dio orden de soltar amarras y el Queen Victoria se puso lentamente en movimiento para después de efectuar un grácil giro en aguas interiores, doblar el dique poniendo rumbo norte hacia la británica ciudad de Southampton. Fue más un hasta luego que un adiós puesto que "la reina" será uno de los grandes protagonistas del último mes del año en aguas gallegas con tres escalas previstas en nuestro puerto.




Para finalizar un hondo agradecimiento a los que han colaborado con sus fotos al desarrollo de este post; por un lado Manuel Candal, habitual en esta página y por otro a Jose Manuel Ojén, que por primera vez aparece en este blog con sus sensacionales instantáneas. Todo un honor para mí que espero que se repita en el futuro.


El Queen Victoria abandonando la ciudad.
(Foto: Manuel Candal)



No hay comentarios:

Publicar un comentario