NOTICIAS DE CRUCEROS

  • 22 JUNIO: Astilleros Barreras de Vigo construirá 3 lujosos megayates para la nueva naviera Ritz Carlton Yacht Collection, que verán la luz a partir de 2019.
  • 19 JUNIO: El Saga Pearl II dejará la flota de Saga Cruises en 2019.
  • 12 JUNIO: Ceremonia de bautizo oficial del nuevo buque insignia de la naviera Cruise & Maritime Voyages, el Columbus (ex-Arcadia).
  • 03 JUNIO: MSC Cruceros bautiza a su nuevo buque insignia, el MSC Meraviglia, un día antes de partir en su viaje inaugural.
  • 01 JUNIO: El futuro buque insignia de Aida Cruises se llamará AidaNova y verá la luz a finales de 2018.

domingo, 6 de mayo de 2012

Extraños en la noche





Como diría Frank Sinatra... Extraño por lo poco habitual que es el ver a uno de estos incansables navegadores pernoctar en nuestra ciudad. Eso es lo que hizo el pasado domingo 29 de mayo el Deutschland.




El buque más germano de toda la flota crucerística mundial llegó a la ciudad sobre las 18:00 horas tras dos jornadas de navegación procedente de Lisboa y tras un viaje plácido pero largo se decidió por pasar la noche en nuestro puerto, algo que no ocurría con este tipo de barcos en A Coruña desde hace muchísimo tiempo.


El Deutschland a su llegada a A Coruña el pasado domingo
(Foto: Manuel Candal)


Y si me refiero a él como lo más alemán sobre las aguas refiriéndonos a buques de pasaje es porque se gana el título a pulso; en su amura luce con orgullo el nombre de todo un país, homenaje a toda una tierra y a muchos barcos de leyenda que han tenido el honor de portarlo también. El más famoso de todos ellos fue el SS Deutschland de 1900, el segundo transatlántico de 4 chimeneas en surcar los mares y que ostentó la Blue Riband o gallardete azul que se otorgaba al buque más rápido en cruzar el Atlántico. Este navío mantuvo el título desde julio de 1900 a septiembre de1902.




Además del nombre, este navío fue construido en tierras alemanas, concretamente en los astilleros Howaldtswerke Deutsche Werft en la ciudad de Kiel. Y por si esto fuera poco el Deutschland, pertenece a la naviera germana Peter Deilmann Reederei y está abanderado en este país centroeuropeo, (una autentica rareza en este tipo de naves) y a popa bajo su nombre podemos leer el de su puerto base: Neudstadt et Holstein, la localidad que vio nacer al creador de esta compañía.


El logo de la Peter Deilmann luce en la chimenea del Deutschland.


Toda una rareza flotante dentro de su especie se mire por donde se mire. Y si a eso le añadimos lo de pasar la noche aqui, tenemos una de esas conjunciones planetarias que obligan a salir cámara en ristre e inmmortalizar el momento.




La noche siempre tiene un encanto especial a la hora de retratar a estos gigantes de los mares; quizás sea por la quietud de esas horas que crea esa atmósfera tan mágica, o quizás que la oscuridad de la noche hace destacar más las luces que escapan furtivamente del interior de la nave, permitiendo ver detalles de sus estancias que de dia nos pasarían inadvertidos. Detalles que hacen que la nave cobre vida y que te hacen ser consciente de lo que realmente son estos buques, auténticas ciudades flotantes donde unos comen, otros trabajan y algunos duermen.



Arriba: Detalle de la escala de acceso al buque.
Abajo: La noche es un buen momento para labores logísticas, como por ejemplo
la renovación del parque de bicicletas que el Deutschland lleva a bordo.



Quizás lo que no le acompñó en esta larguísima escala fue el tiempo, y es que como ha sido costumbre durante todo el mes de abril la jornada del pasado lunes fue bastante desapacible en lo climatológico lo que quizas privó a los provisionales habitantes del Deutschland a descubrir los encantos de nuestra ciudad, al igual que les ha pasado practicamente al resto de turistas llegados en estos buques durante el pasado mes. Mejor suerte la próxima vez...




Tras marcar un récord de permanencia en nuestra ciudad con una estancia de casi 26 horas, hacia las ocho de la tarde del dia 30 el Deutschland reemprendió viaje rumbo al norte hacia su próximo destino, el puerto de St. Malo en la Bretaña francesa. Con la despedida del Deutschland se cierra una semana de lo más alemana en el puerto de A Coruña con las visitas de tres buques que operan para compañías de este país: el Albatros, el Mein Schiff 2 y nuestro protagonista.


(Foto: Manuel Candal)


Pese a que suele ser animal de costumbres y sólo hace acto de presencia por nuestra bahía una vez al año, parece que le ha tomado cariño a la ciudad y en este 2012 volverá a visitarnos; será el próximo 12 de septiembre cuando podremos ver de nuevo su estampa amarrada a puerto; quizás en mitad de la noche, quien sabe....




Mis agradecimientos a Manuel Candal por el excelente material prestado y que me ha sido de gran utilidad para esta entrada.





No hay comentarios:

Publicar un comentario