jueves, 1 de marzo de 2012

Annus horribilis



El Costa Allegra a su llegada a Mahé.
(Fuente: afp)


Tras la pesadilla en la que llevaban inmersos desde el pasado dia 26, por fin hoy se ha puesto punto y final a la odisea vivida por los pasajeros y la tripulación del Costa Allegra con la llegada de la nave a la ciudad de Mahe a primera hora de esta mañana. Tras constatar que la salud de los 627 pasajeros y los 413 miembros de la tripulación era buena se han iniciado las operaciones para acomodarlos en los hoteles de la isla e iniciar el proceso de repatriación hacia sus lugares de origen. Los trámites se están llevando a cabo con toda celeridad por parte de un equipo de la naviera Costa Cruceros, propietaria del barco, a fin de que los afectados puedan olvidar una pesadilla de 72 horas en las que han tenido que padecer todo tipo de incomodidades; la falta de energía electrica supuso desde quedarse a oscuras, padecer el agobiante calor que impedia dormir en los camarotes por falta de aire acondicionado, la imposibilidad de preparar comida caliente y soportar el olor nauseabundo provocado por la basura acumulada por todas partes, incluidos los propios excrementos de los forzosos presos de esta improvisada cárcel flotante acumulados en bolsas ante la imposibilidad de usar los servicios.


En esta foto tomada por uno de los helicópteros  que suministraban víveres 
podemos ver al pasaje en las cubiertas exteriores ante la imposibilidad de 
permanecer en los camarotes por el asfixiante calor.
(Fuente: efe)


La pesadilla comenzó el pasado lunes cuando el Costa Allegra se dirigía desde Diego Suarez (Madagascar) hacia las Islas Seychelles durante una travesía por el Oceáno Índico. A las 10:39 hora local y cuando la nave se hallaba a unas 200 millas al suroeste de las Seychelles, se oyó una fuerte explosión proveniente de la sala de máquinas provocando un incendio que los miembros de la tripulación tardaron en sofocar menos de una hora. Durante ese tiempo y como medida de precaución el capitán dio orden a los pasajeros de colocarse los chalecos salvavidas y de estar preparados por si habia que evacuar la nave en las lanchas.


El mapa muestra el punto donde tuvo lugar el accidente del Costa Allegra
a medio camino entre Madagascar y las Islas Seychelles.
(Fuente. euronews.net)


Según relató el capitán del Costa Allegra Nicolo Alba a su llegada a Mahé, tras el incendio el crucero pudo navegar durante 24 horas mediante un motor diesel de reserva alimentado con baterías pero tras 3 o 4 horas sufrió una avería que no fue posible reparar y después, permaneció durante otras 24 horas sin ningún tipo de propulsión. Una vez que la nave se quedó sin propulsión, la prioridad para el capitán fue la de que el Costa Allegra fuera remolcado a tierra en el menor tiempo posible consciente de la situación a la que se verian sometidos los pasajeros por la falta de energía eléctrica. En un primer momento las labores de remolque fueron llevadas a cabo por el pesquero francés Trevignon a la espera de la llegada de dos remolcadores a la zona que acudieron al encuentro del navío italiano, pero que finalmente no pudieron participar en la operación por problemas técnicos. "Sabíamos que con los remolcadores se ahorraría tiempo", afirmó el capitán, "pero hubo una incompatibilidad técnica con el primer remolcador».
En un principio el buque iba a ser remolcado hacia la isla de Desroches, más cercana al lugar del accidente pero tras las primeras valoraciones se constató que no garantizaba las condiciones de seguridad adecuadas para el atraque de la nave y el desembarco de los pasajeros. Al final se optó por dirigirse a la capital del archipiélago de la Seychelles, Mahé, que cuenta con una mayor infraestructura. Durante todo ese tiempo varios helicópteros sobrevolaron el Costa Allegra proporcionándole todo tipo de material de primera necesidad para las casi 1000 personas que se encontraban a bordo


El Costa Allegra remolcado por el pesquero francés Trevignon.
(Fuente: efe)


Por si todos estos problemas no fueran suficientes a ellos hay que sumarles el problema de que el Costa Allegra se encontraba en una zona marítima donde son frecuentes los ataques piratas. La naviera sin embargo cuenta ya con un protocolo de seguridad para estas rutas y a bordo del barco se encontraban 9 miembros de la marina militar italiana encargados de la seguridad del buque a este respecto.



(Fuente: afp)


Con tan sólo 2 meses transcurridos, está claro que 2012 es ya el peor año en la historia de la naviera Costa Cruceros, que aun tratando de rehacerse de la catástrofe del Costa Concordia, ocurrida hace mes y medio en Isola de Giglio y que se cobró la vida de 32 personas, sufre ahora otro gran mazazo mediático con el accidente del Costa Allegra que quizá suponga la puntilla a una naviera ya herida de muerte desde el pasado 13 de enero. Esperemos que está histórica compañía supere estos momentos de adversidad y vuelva a recuperar todo el esplendor de épocas pasadas.


El Costa Concordia varado en la Isla de Giglio. 
¿Podrá Costa Cruceros recuperarse de tantos reveses seguidos?...
(Fuente: wikipedia)



No hay comentarios:

Publicar un comentario